Cree en grande.
CONMEBOL

Miles de fanáticos se tapujan por una entrada para la primera final Nacional-San Lorenzo

Miles de fanáticos se tapujan por una entrada para la primera final Nacional-San Lorenzo

Miles de fanáticos se volcaron el domingo hasta las instalaciones del club Nacional para adquirir sus entradas para la primera final con San Lorenzo de Argentina, que se disputará el miércoles en el estadio Defensores del Chaco.

Las entradas fueron puestas a la venta el sábado pero recién el domingo se registró una afluencia masiva de los fanáticos del fútbol, en su mayoría pertenecientes a otros clubes.

El finalista guaraní de la Copa Libertadores estaba catalogado entre los tradicionales equipos "chicos" de Primera División, a pesar de ser el segundo club más antiguo, fundado en 1904, después del Olimpia (1902).

Para congregar a los aficionados, la comisión directiva de Nacional ofreció precios populares, los más caros, 18 dólares por una preferencia, 9 dólares por una platea.

Una parte de la recaudación por las 32.000 localidades en venta será donada a una entidad de beneficencia (Esperanza para Chicos con Autismo), informaron portavoces de Nacional.

Otros 4.000 lugares, en la gradería del arco sur, están reservados para los fanáticos del club argentino.

Los organizadores advirtieron el domingo que los revendedores estarían obteniendo pingües ganancias con la venta de entradas en Buenos Aires.

Reiteraron que los argentinos solo podrán tener acceso a gradería sur. "Se exigirá la cédula de identidad paraguaya para los demás sectores", dijo el titular de Nacional, Robert Harrison.

El técnico Gustavo Morínigo se jugaría por el experimentado delantero Fredy Bareiro para sustituir al motor de su equipo, Marcos Riveros, quien estará ausente en el partido de ida por una amonestación que recibió en el juego semifinal contra el Defensor uruguayo.

De esa forma, el cuadro "tricolor" presentaría un conjunto netamente ofensivo -junto a Julián Benítez y Brian Montenegro- en la búsqueda de la mayor cantidad de goles posible en previsión de la revancha.

"La ilusión está intacta", dijo Morínigo a los periodistas.

"Tengo mucha fe. Hemos transitado un camino bastante duro y quiero que los muchachos se convenzan de que podemos llegar al objetivo", agregó.

Hasta el momento el conjunto de Gustavo Morínigo se embolsó 3.800.000 dólares.

El ganador de la Copa recibirá 2.300.000 dólares, amen de los demás ingresos por la directa clasificación al Mundial de Clubes de Marruecos (10-20 de diciembre) como representante sudamericano.

Texto y foto; AFP

Edición: conmebol.com